El mejor idioma para hablarle a tu perro | Efecto Ringo Panamá
banner-hablarle-a-tu-perro-interna

El mejor idioma para hablarle a tu perro

¿Tienes un perro por primera vez y no sabes cómo educarlo. Seguramente has visto muchos videos donde algunos guías les dan instrucciones en inglés, alemán o incluso en japonés a sus ringos y eso te ha puesto a pensar en hablarle en un idioma diferente a tu propio perro. Aunque puede ser una buena estrategia para aprender una segunda lengua, esto no es necesario, debido a que los perros no entienden de códigos lingüísticos.

Los perros se guían a través de vibraciones y el sonido, por eso entre más corta sea la palabra más rápido entenderá la acción que esperas que realice; por ejemplo, el comando sentado en español tiene 3 sílabas: Sen - ta- do, mientras que en inglés solo es una: sit, esta corta vibración acompañado de una señal es mucho es más fácil de comprender y procesar para el perro.

Tips para elegir los comandos de perro

  • Puedes inventar tu propio código secreto para darle instrucciones a tu perro: teniendo en cuenta que no hablan ningún idioma puedes inventarte palabras para entrenarlo y así solo seguiría tus instrucciones, el truco está en que deben ser cortas.

Comandos para perros

Háblale a tu perro

  • Cuida que tus instrucciones no se parezcan entre sí: es decir, si le pides que se eche en el piso con la palabra “abajo”, no deberías usar esa misma palabra para pedirle que baje de algún mueble, porque el perro se confundiría.

¿Tu perro no te hace caso cuando lo llamas?

Si ya elegiste los comandos que quieres que aprenda tu ringo, pero aún no logras que los sigas, puede ser por varias razones, una de ellas es que aún no estableces un fuerte vínculo con tu perro. Esta conexión es fácil de crear, se comienza por darle amor, cuidados, respeto y transmitirle la seguridad que jamás le harás daño y que puede confiar en ti; pero no basta con decírselo, ya que como venimos estudiando, tu perro no entiende idiomas, necesita acciones concretas.

La segunda situación que puede ocurrir, es que tu perro sea muy activo y solo quiera jugar, en este caso te recomendamos un sencillo truco: para que tu perro quiera trabajar contigo debe estar tranquilo y para lograrlo puedes intentar quedarte con él es un espacio amplio donde no tenga estímulos de otras personas o animales, puede ser tu casa. Ignóralo durante 30 minutos o 40 hasta que veas que se aburre o se cansa de que no le prestes atención.

hablarle-a-tu-perro3

Una vez notes que tu perro se sienta o se acuesta cerca de ti es la señal para comenzar a enseñarle los comandos, inicia mostrándole un premio atractivo como una golosina y muévela para que la siga, apenas cautives su atención y despiertes su interés en ganarse el premio, será el momento indicado para comenzar a enseñarle cuando sentarse, acostarse e incluso dar la pata.

La práctica hace al maestro, por eso debes ensayar los comandos todos los días con tu perro, de esta forma refuerzas lo aprendido y le enseñas nuevos trucos. Recuerda que es un proceso que necesita de todo tu amor y paciencia.